Las ahora columnas del Moishe Borinsky

Me llegan por mail todo el tiempo opiniones de Farinella…

HOLA RIVER

Campeón de la mentira

Mucho ruido y mucho humo por estos días en el mundo de la pelotita porque los contras inventaron la inflación más grande de la historia para que digan tener ahora más títulos que nosotros. Dejaron atrás el Rodrigazo, la híper y el dibujo de la actualidad, que admite algo parecido a 100.

Resulta que, rendidos por la imposibilidad real de alcanzar a River en títulos locales, el aparato xeneize luchó por validar los campeonatos amateurs que justamente no eran contabilizados desde el profesionalismo por sus irregularidades y desprolijidades. Es como comparar peras con manzanas.

En su afán de ser los más grandes, los únicos, los mejores de los mejores, demostrando un enorme complejo de inferioridad, manipularon la cuestión y aprovecharon que a otros clubes también les convenía contabilizar esa parte de la historia como parte de un todo y le dieron para adelante.

Una época en la que pierde valor la meritocracia resulta ideal para meter todo en la misma bolsa. Lo mismo un burro que un gran profesor.

La AFA, que está armada por y para Boca, hizo el resto. Oficializaron con bombos y fanfarrias hasta las copitas de leche, el cabeza en la plaza y, seguramente, van por los furiosos partidos de los recreos escolares.

No conformes con eso, ahora dieron un paso más en su intento de limpiar el prontuario. Como todos sabemos, juegan feíto. De vez en cuando meten un buen partido, porque tienen muy buenos jugadores. Pero la línea general es inmirable. Algunos partidos que ganan son directamente injustificables pero, entre el deseo que tienen los periodistas que se dicen imparciales pero no lo demuestran y la admiración que le profesan a Riquelme, aparecen las justificaciones del caso, con argumentos inverosímiles que, de tanto repetir, se los terminan creyendo.

Cuando un rival domina a Boca pero no genera situaciones porque está poco lúcido, no es porque está pasando un mal momento sino porque el planteo inteligente rinde sus frutos y controla al adversario. Es un circo previsible, con monos, malabaristas y payasos de calidad.

No está en discusión la importancia del resultado. Es lo más importante y es el objetivo de todos. Ahora bien, la cuestión es que ganar no habilita a tener razón, ni siquiera a jugar bien. Hay veces que se gana jugando bien, hay veces que se gana jugando mal y suele ocurrir que generalmente los que más ganan son los equipos que juegan bien. Pues este Boca interpela ese postulado: juega muy poco y gana mucho, mucho más de lo que merece.

Como saben que juegan mal, porque algunas cuestiones son indisimulables, llegó la contraofensiva, con declaraciones como “hace mucho que River no juega bien” o la reciente “nadie juega bien en el fútbol argentino porque hubo muchas vacaciones por el Mundial”. Todo para justificar el juego chato de su propio equipo. A propósito, ¿alguno advirtió que cuando pierde es el equipo de Ibarra y cuando gana es el de Riquelme?

El capo del fútbol de Boca, enorme futbolista que jugaba bien de verdad, decía antes de asumir como vicepresidente que los títulos locales que ganó la gestión anterior no eran de mucha utilidad y que una Libertadores valía como diez de los otros. Una vez dijo que los buenos ganaban la Copa.

Será que considera malos a los suyos o que el tiempo o las circunstancias lo hicieron cambiar de opinión. ¿Ya no son más títulos de cabotaje? Siguen acomodando el discurso.

Queridos amigos, es más fácil el camino de la verdad. El que siempre hemos elegido los de River. Por eso somos capaces de decir que no estamos jugando bien, que el equipo sigue con las mismas fragilidades del sistema defensivo del año pasado, que Demichelis todavía no pudo consolidar una idea futbolística y que estamos pagando caro los errores, lo que implica una alta dosis de mala suerte.

La única verdad es la realidad y también es verdad que hemos bajado la cuota de victorias a nivel local. Nos cuesta imponer nuestro juego incluso en nuestra casa, que a propósito, prácticamente duplica la de los primos. No sería de extrañar que uno de estos días, por obra del discurso repetido, tenga la Bombonera un aforo de 75 mil personas. Quién te dice, si para inflar los números son especialistas.

En una de esas, en unos años borran del calendario el 9 de diciembre.

21 Likes

Kjjj a mi también me llegan al mail a cada rato

4 Likes

a mí igual, típico gordo de facebook que solo dice 9/12

3 Likes

El gordo tira un monton de factos, pero no le pega nunca a la dirigencia. Y el verso de jugar bien me esta cansando, vamos a parecer el Farsa en unos años. Chapeando jugar bien mientras del otro lado ganan todo.

10 Likes

BAN al creador de esta mierd… ah no pará

11 Likes

Guacho, si River pierde la final con boca y no le haces volar el banco por los aires, yo ya no entiendo mas nada.

14 Likes

Prefiero leer esto, es menos perjudicial para la humanidad.

image

1 Like

shutdown a todos los servidores del banco, ni a los datacenters van a poder entrar… y yo tampoco :stuck_out_tongue:

yo les dejé el mail de la oficina, nadie le escribió parece

5 Likes

No se si esa nota que posteo nico es realmente de Farinella, pero todo lo que dice si lo es.

HOLA RIVER

Apareció el carácter

River mostró la reacción que esperábamos. Se plantó en una cancha siempre hostil, especialmente con nosotros, en la que varias veces intentaron llevarnos puestos. Alguna vez lo hicieron y nos mandaron a llorar a la iglesia ante un despojo arbitral que el mundo del fútbol celebró. La patota de Lanús, liderada por el Laucha Acosta (un dulce de leche fuera de la cancha pero una bestia incontrolable cuando se pone los cortos) tiene por costumbre jugar un partido especial contra nosotros y siempre, absolutamente en todos los partidos, le hace la vida imposible a los árbitros.

Es una situación insufrible que, no sé bien por qué razón, el fútbol aceptó y hoy se convive con ese bolonqui. Armaron un escándalo por un offside que es offside. Será una semana con mucha venta de humo pero hay que aceptarlo porque evidentemente dan un premio por hablar mal de lo nuestro.

Esta vez River se plantó. Si no se plantaba, Lanús se lo llevaba puesto. Nos plantamos y peleamos el partido. No tuvimos una actuación vistosa, lucida, ni fuimos un festival de fútbol. Por el contrario, nos hicimos fuertes estando un poco más juntos, achicando espacios y tratando de entorpecer el juego del rival. Nos adaptamos al partido y lo sacamos adelante. Fuimos un poco menos soñadores y bastante más realistas.

También nos plantamos desde el punto de vista del carácter. Hubo muchos duelos que ganaron los jugadores de River por una cuestión de fortaleza mental y voluntad. El equipo tuvo eso que le faltó contra Arsenal y que veníamos padeciendo en los últimos tiempos, incluyendo el año pasado.

Ya no hay lugar para un River indolente. Hay que vivir los partidos como lo que son: todas finales. Así se juega en el fútbol argentino. A muerte. Tenés que estar dispuesto a todo porque sino te quedás con nada. Es así. Salvo que te sobre tanto, pero tanto, que puedas relajarte un ratito. No es el caso de este River en construcción. No nos olvidemos: el ciclo de Micho recién está empezando.

La otra evidencia clara que dejó el partido es que Beltrán está mejor que Rondón. O sea, Rondón no está todavía. Si es esto solamente, será un problema. Fue mucho más en su carrera y tal vez esté pagando el precio de los años y de cierta inactividad. Hoy no está para lo que el equipo necesita y menos de visitante con mucho campo a recorrer. Por momentos, con Lanús fue casi uno menos y cuando entró Beltrán, cambió radicalmente el rendimiento. Aguantó la pelota, hizo descansar a la defensa que se pudo adelantar, generó faltas, se asoció con sus compañeros, tapó la salida rival y llegó al gol. Completito. Compite con Borja que, no sabemos bien por qué, quedó relegado.

Para los puristas que se mostraron preocupados por el nivel del juego de River, simplemente un par de observaciones. ¿Vieron los dos goles que hicimos? ¿Notaron la factura, la elaboración y las definiciones? Las dos jugadas son familiares, son de cuna riverplatense y tuvieron a volantes conduciendo, laterales abiertos que llegan al fondo y meten un pase maestro (Casco a Paradela en el 1-0) o el famoso centro atrás (Enzo Díaz a Beltrán en el 2-0). Habríamos podido golear si Barco no mandaba esa vaselina por arriba del travesaño luego de un pase fenomenal de Simón, otro al que hay que considerar.

De eso se trata también. Primero, la actitud de estar comprometidos como equipo, ayudando siempre al compañero a sacar la situación adelante. Lo segundo, aprovechar los momentos de los jugadores. Hoy, Beltrán y Simón están flechita para arriba.

Una más. Para los que criticaron, ahí tienen a Armani. Campeón del mundo. Respeto.

3 Likes

Con el sobrepeso que tiene debe tener la columna a la miseria

8 Likes

Alguien alguna vez sacara una columna para hablar del negocido que hay detras de dejar que todos los jugadores se vayan libres… Cosa que jamas se menciona en espn o tyc, ya estariamos hablando de una denuncia penal a una de las maximas figuras del club y nadie se animaria, obvio

Hola Leo, que gusto verte por el foro

Saludos

2 Likes

Ojalá hubieras escrito así en la época de Aguilar y Passarella gordo de mierda.

8 Likes

HOLA RIVER

¿Qué tienen contra River?

La Copa Argentina es muy importante para nosotros. A lo largo de estos años felices, fue el torneo que nos abrió la puerta a la Copa Libertadores cuando nuestra participación en el torneo local no alcanzaba para la clasificación al campeonato más relevante del continente. Siempre que juega River es importante. Siempre que se juega un partido eliminatorio es importante. Por eso y por otras cosas que comentaremos más adelante, este debut contra Racing de Córdoba es de suma relevancia.

No estamos para dejar pasar ningún tren. Está visto que todos los partidos nos cuestan y es lógico que así sea. También, que todos los rivales se animan. Es un fenómeno comprensible. Durante años vienen rumiando una mezcla de bronca y admiración, digamos una mezcla espesa con un 80% del primer ingrediente, y ahora que nos ven terrenales --porque somos terrenales–, tienen el cuchillo entre los dientes.

Los rivales. Los jugadores. Los técnicos. Los medios también.

Todo lo que pasa con River se analiza con una lupa especial y si alguna situación nos favorece se arman escandaletes interminables que se reproducen en cualquier situación y con cualquier excusa sin que nadie se ponga colorado. A lo largo del fin de semana, no menos de cinco veces escuché a relatores y comentaristas de diferentes partidos aprovechar cualquier circunstancia para hacer una vinculación antojadiza con el gol anulado a Lanús.

Juro por Dios y los santos evangelios que no dijeron absolutamente nada cuando nos cagaron campeonatos enteros los últimos años, por ejemplo, el primero de la era del gran ídolo de Boca, que llegó como consecuencia de un descarado arbitraje contra River en Tucumán. Un amigo suele decir en estos casos una frase simple: "Se nota muuuuucho", así, estirando la pronunciación de la u.

River tiene todo en contra y por eso debe estar especialmente unido. Nosotros tenemos que hacer nuestra tarea, que es concentrar las fuerzas en armar un equipo cada vez más sólido y confiable. Es una mirada hacia adentro, en la que poco tiene que ver el saludo de un técnico rival o un ventilador que no ventila. Ahora están saliendo a pegarle también a Demichelis, porque claramente no tiene la espalda del Muñeco. Le pegan porque es gratis y porque no lo conocen.

Micho no es soberbio ni altanero; que haya jugado en Europa no significa que desconozca la realidad argentina. Es una buena persona que está tratando de hacer lo mejor para aportar su granito de arena al club al que ama en un contexto complejo por la salida de un inolvidable.

Como todos los seres humanos, se puede equivocar. No me gustó esa declaración, pero algunos hasta se pusieron a juzgar su moral, su educación o sus valores. Me parece que se sacan demasiadas conclusiones muy apresuradamente y que es fácil pegarle a River, porque da la impresión de que a River no lo defiende nadie.

Por eso mismo, muchachos. Guardia alta. Bien alta. La única defensa posible está en la cancha. Más unidos que nunca, bien juntitos, ayudando al compañero y tratando de sacar adelante el momento. Serán duelos titánicos, como contra Lanús. Sufriremos, porque cuando el rival nos domina sufrimos, no somos todavía un equipo sólido que repele sin despeinarse los ataques del adversario. Debemos aprender a sufrir para luego ser capaces de manejar esas situaciones.

En tal caso, que el rival nos gane porque juega mejor. No porque tenga más ganas o nos encuentre regalones. No señor. Vamos a pelear por cada partido que tengamos por delante, entendiendo que si no corremos más que los demás, si no nos esforzamos más que los demás, si no nos preparamos mejor que los demás, si no nos plantamos más que los demás, seremos simplemente menos que los demás.

2 Likes

A mi me llegan tambien. Hay algunos realmente en un nivel de encanto total. Es hincha de River y no como algunos otros tibios

1 Like

Me acuerdo en la peor época del club, 2009 a 2011, en este foro lo detestábamos, a un nivel cómo ahora Vignolo, Fucks, etc

Lo teníamos como un traidor, que no representaba al hincha de River. Por lo menos cambió, pero él como director del pasquín bostero de bostaolé, decidió llenarse los bolsillos antes de su amor por los colores

Lo que ahora está haciendo está bien, y necesitamos alguien que diga lo que piensa el hincha común de River. Lamentablemente llegó tarde, si hubiese puesto estas ganas cuando nos estábamos hundiendo cada vez más quizás sería otra la cosa

4 Likes

Ni una línea le dedicó a los jugadores, al pasante, a la dirigencia o al juego colectivo ??
Mm, acá les recuerdo que la Copa 2018 se ganó con un penal clarisimo que no nos cobraron a favor.
Llega un punto que hay que dejarse de joder un poco con los chivos expiatorios y hacer un análisis un poco más retrospectivo.
A mí me tiene un poco los huevos inflados cómo se plantean los partidos, se para el equipo y se conforma el 11 inicial.

1 Like

En qué medio está escribiendo para leer sus columnas?

Te lo manda por mail…

No sale publicado en ningun lado, por eso lo pongo aca.

3 Likes