Derribando Mitos: "El Steaua era un equipo menor"

El mito dice:
Que Steaua Bucarest, el rival de River Plate en la final de la Copa Intercontinental 1986, no era el campeón reinante de Europa, sino un representante de segundo nivel que envió la UEFA para disputar dicho partido en Japón.

La realidad indica:
Que el equipo rumano no sólo era el campeón legítimo de la Copa de Europa, sino que en la final disputada en Sevilla derrotó al FC Barcelona de Terry Venables, conjunto antecesor del Dream Team de Johan Cruyff.

Pero… ¿quién instaló esta falacia?

El periodismo de 4ta categoría, partidista y subjetivo, que apela a justificar las miserias de algún club en particular intentando denigrar a otros. Luego los fanáticos de escaso conocimiento, y nula capacidad de razonamiento propio, utilizan tal discurso en la lucha por imponer una realidad falsa.

Este mito se apoya en lo que sucedió durante la década del setenta, cuando varios campeones de la UEFA renunciaron a jugar la Copa Europeo-Sudamericana. El primero fue Ajax de Holanda, que no disputó las finales de 1971 y 1973 y le dejó su lugar a Panathinaikos de Grecia y Juventus de Italia, respectivamente. En 1974, Bayern Munich renunció y Atlético Madrid definió la Intercontinental ante Independiente, mientras que un año después el equipo alemán volvió a negarse y ni siquiera se pudo jugar la “Copa del mundo de clubes”. En 1976, Bayern sí decidió participar y en 1978 Liverpool le cedió el privilegio a Borussia Möngengladbach. En la siguiente temporada volvió a suspenderse y en 1979 el representante europeo fue Malmö, porque Nottingham Forest se negó a jugar. Aquella fue la última negativa europea, ya que desde 1980 comenzó a jugarse la Copa Intercontinental en Japón. Desde 1980 el prestigio del partido intercontinental aumenta significativamente, como pueden observar.

El Estrella de Bucarest (eso significa Steaua) nació en 1947, apenas finalizada la Segunda Guerra Mundial. Oficiales de la Casa Real Rumana fundaron el club deportivo del ejército mediante un decreto firmado por el general Mihail Lascar. Su primer nombre fue ASA Bucarest y recién en 1961 adquirió su denominación actual. Logró su primer título de Liga en 1951 y desde ese año se convirtió en uno de los cuadros más importantes del país. A la fecha, suma 25 campeonatos de Liga, 21 Copas y 6 Supercopas.

Durante los 80’s

En cinco años, Steaua Bucarest ganó cinco ligas consecutivas, cuatro copas, una Copa de Europa, una Supercopa UEFA y además fue subcampeón europeo en 1989 y llegó a semifinales en 1988. Como si fuera poco, permaneció invicto por 106 partidos, la racha positiva más larga de todos los tiempos. Por todo esto, es muy injusta aquella creencia popular que marca la fragilidad del equipo que perdió 1-0 contra River Plate en la Intercontinental 1986.

¿Por qué era tan bueno el Steaua?

Porque el club, como podría ser hoy en día un Bayern Munich o el Barcelona, se convirtió en la base de su selección nacional. El país, que se encontraba bajo el comunismo, quiso exponer los méritos de tal sistema amparándose en el deporte nacional. Un logro futbolístico era prensa de la buena, y tenía más llegada que los logros de figuras increíbles como Nadia Comăneci. La selección rumana que disputó el Mundial '90 contra Argentina (1-1) y el de 1994 (2-3) fue posible gracias a esa política deportiva, que orientó el talento local a un único objetivo: un club de nivel mundial, para una selección que compita con los más fuertes mano a mano. De hecho, muchos de los jugadores que disputaron la Intercontinental frente a River luego se destacaron en diversos equipos del fútbol europeo. Aunque Gica Hagi, el más grande futbolista nacido en Rumania, no llegó a jugar en el campeón europeo (sí lo hizo años después), el subcampeón intercontinental 1986 es recordado como el primer gran equipo de Europa del este. Y merece que todos sepamos cuál es su lugar en la historia.
¿Un caso similar? Con el Estrella Roja de Belgrado, equipo yugoslavo (ahora serbio), se aplicó el mismo sistema. Los resultados también fueron excelentes, ya que se coronó campeón europeo (y mundial). También fue la base de una gran selección nacional, que apenas perdió en los penales con Argentina en 1990 (cuartos de final).

BONUS TRACK

El clásico rival de River se jacta de haber ganado primero un título intercontinental, pero no lo hizo ante el campeón de Europa. Sólo consiguió esto 14 años después de River, en el 2000. El equipo que ganó dos Libertadores con el Toto Lorenzo en el banco y se salvó del descenso en 1980, alcanzó tales instancias bajo la sospecha del dóping. La conciencia de diversos jugadores, agobiados por un pasado de trampas, disparó la información en reiteradas oportunidades:

Página/12
Salieron al cruce de Artime

El clima hostil que se vivía en Argentina cuando arribaban clubes europeos, sumado al hecho de disputar un encuentro contra el campeón sudamericano bajo sospecha, provocó que el mejor de Europa rechace el duelo en dos oportunidades consecutivas. Los jugadores del equipo argentino, que luego tuvieron una carrera entre mediocre y mala, enfrentaron (vaya uno a saber bajo qué efectos) por única vez al subcampeón. Se trata del Borussia Mönchengladbach, al cual no vamos a denigrar bajo ningún concepto pero ubicaremos en contexto: nunca ganó la Copa de Europa, actual Liga de Campeones.

Desde nuestro humilde lugar, saludamos al Campeón de Europa 1985/86. Gran rival en la final intercontinental de 1986.

El mito dice:
Que Steaua Bucarest, el rival de River Plate en la final de la Copa Intercontinental 1986, no era el campeón reinante de Europa, sino un representante de segundo nivel que envió la UEFA para disputar dicho partido en Japón.

La realidad indica:
Que el equipo rumano no sólo era el campeón legítimo de la Copa de Europa, sino que en la final disputada en Sevilla derrotó al FC Barcelona de Terry Venables, conjunto antecesor del Dream Team de Johan Cruyff.

Pero… ¿quién instaló esta falacia?

El periodismo de 4ta categoría, partidista y subjetivo, que apela a justificar las miserias de algún club en particular intentando denigrar a otros. Luego los fanáticos de escaso conocimiento, y nula capacidad de razonamiento propio, utilizan tal discurso en la lucha por imponer una realidad falsa.

Este mito se apoya en lo que sucedió durante la década del setenta, cuando varios campeones de la UEFA renunciaron a jugar la Copa Europeo-Sudamericana. El primero fue Ajax de Holanda, que no disputó las finales de 1971 y 1973 y le dejó su lugar a Panathinaikos de Grecia y Juventus de Italia, respectivamente. En 1974, Bayern Munich renunció y Atlético Madrid definió la Intercontinental ante Independiente, mientras que un año después el equipo alemán volvió a negarse y ni siquiera se pudo jugar la “Copa del mundo de clubes”. En 1976, Bayern sí decidió participar y en 1978 Liverpool le cedió el privilegio a Borussia Möngengladbach. En la siguiente temporada volvió a suspenderse y en 1979 el representante europeo fue Malmö, porque Nottingham Forest se negó a jugar. Aquella fue la última negativa europea, ya que desde 1980 comenzó a jugarse la Copa Intercontinental en Japón. Desde 1980 el prestigio del partido intercontinental aumenta significativamente, como pueden observar.

El Estrella de Bucarest (eso significa Steaua) nació en 1947, apenas finalizada la Segunda Guerra Mundial. Oficiales de la Casa Real Rumana fundaron el club deportivo del ejército mediante un decreto firmado por el general Mihail Lascar. Su primer nombre fue ASA Bucarest y recién en 1961 adquirió su denominación actual. Logró su primer título de Liga en 1951 y desde ese año se convirtió en uno de los cuadros más importantes del país. A la fecha, suma 25 campeonatos de Liga, 21 Copas y 6 Supercopas.

Durante los 80’s

En cinco años, Steaua Bucarest ganó cinco ligas consecutivas, cuatro copas, una Copa de Europa, una Supercopa UEFA y además fue subcampeón europeo en 1989 y llegó a semifinales en 1988. Como si fuera poco, permaneció invicto por 106 partidos, la racha positiva más larga de todos los tiempos. Por todo esto, es muy injusta aquella creencia popular que marca la fragilidad del equipo que perdió 1-0 contra River Plate en la Intercontinental 1986.

¿Por qué era tan bueno el Steaua?

Porque el club, como podría ser hoy en día un Bayern Munich o el Barcelona, se convirtió en la base de su selección nacional. El país, que se encontraba bajo el comunismo, quiso exponer los méritos de tal sistema amparándose en el deporte nacional. Un logro futbolístico era prensa de la buena, y tenía más llegada que los logros de figuras increíbles como Nadia Comăneci. La selección rumana que disputó el Mundial '90 contra Argentina (1-1) y el de 1994 (2-3) fue posible gracias a esa política deportiva, que orientó el talento local a un único objetivo: un club de nivel mundial, para una selección que compita con los más fuertes mano a mano. De hecho, muchos de los jugadores que disputaron la Intercontinental frente a River luego se destacaron en diversos equipos del fútbol europeo. Aunque Gica Hagi, el más grande futbolista nacido en Rumania, no llegó a jugar en el campeón europeo (sí lo hizo años después), el subcampeón intercontinental 1986 es recordado como el primer gran equipo de Europa del este. Y merece que todos sepamos cuál es su lugar en la historia.
¿Un caso similar? Con el Estrella Roja de Belgrado, equipo yugoslavo (ahora serbio), se aplicó el mismo sistema. Los resultados también fueron excelentes, ya que se coronó campeón europeo (y mundial). También fue la base de una gran selección nacional, que apenas perdió en los penales con Argentina en 1990 (cuartos de final).

BONUS TRACK

El clásico rival de River se jacta de haber ganado primero un título intercontinental, pero no lo hizo ante el campeón de Europa. Sólo consiguió esto 14 años después de River, en el 2000. El equipo que ganó dos Libertadores con el Toto Lorenzo en el banco y se salvó del descenso en 1980, alcanzó tales instancias bajo la sospecha del dóping. La conciencia de diversos jugadores, agobiados por un pasado de trampas, disparó la información en reiteradas oportunidades:

Página/12
Salieron al cruce de Artime

El clima hostil que se vivía en Argentina cuando arribaban clubes europeos, sumado al hecho de disputar un encuentro contra el campeón sudamericano bajo sospecha, provocó que el mejor de Europa rechace el duelo en dos oportunidades consecutivas. Los jugadores del equipo argentino, que luego tuvieron una carrera entre mediocre y mala, enfrentaron (vaya uno a saber bajo qué efectos) por única vez al subcampeón. Se trata del Borussia Mönchengladbach, al cual no vamos a denigrar bajo ningún concepto pero ubicaremos en contexto: nunca ganó la Copa de Europa, actual Liga de Campeones.

Desde nuestro humilde lugar, saludamos al Campeón de Europa 1985/86. Gran rival en la final intercontinental de 1986.

9 Likes

Aca, recuerdo que el periodismo publicaba y hablaba de un equipo “de militares” (con todo lo que eso implicaba en esos años…ubiquense en el contexto) al que ponian a jugar al futbol.

Eso le venia de perlas para ningunear a River, que no es quien elegio el rival…

Le buscaron la vuelta, seguro. También escuché alguna vez que habían comprado la Copa de Europa, cuando le ganaron por penales al Barcelona (el arquero de ellos tapó 4). El partido se jugó en Sevilla, en la Europa capitalista, donde el comunismo no tenía peso alguno. Para hundir más la mentira, este mismo equipo llegó a la final de Europa en 1988/89. Previamente había obtenido la Supercopa de Europa además.

Eran durisimos los rumanos, lo ganamos gracias a una avivada de D10S.

//youtu.be/k0NtFjq5Bb4

---------- Mensaje unificado a las 09:43 ---------- El mensaje anterior habia sido a las 09:32 ----------

ajajja el barca erró todos los penales como los cochinos en Colombia, capaz de ahí viene la bronca hacia los rumanos :mrgreen:

El dicho de “Si no es brasileño no vale (para la Libertadores) o el si no es el Madrid, Milan, Manchester, Beyern no vale (En caso de la Intercontinental/Mundial de Clubes)” es tan estúpido, nadie les regalo nada al America de Cali o al Steaua que no hace mucho vi unos videos, eran muy buenos, para llegar donde llegaron. Que se puede esperar de la gente que desprestigia los logros ganados legítimamente por otros?, nada, son huecos, tantos bosteros como los del rojo y ahora a que no saben quien salta con ese argumentativo también, si el que gano su primera Libertadores este año recién. Increíble !!

De casualidad tenes el dato de la fecha en que comienza la racha de 104 partidos y contra quien y la fecha en que termina y contra quien?

---------- Mensaje unificado a las 15:27 ---------- El mensaje anterior habia sido a las 15:27 ----------

De casualidad tenes el dato de la fecha en que comienza la racha de 104 partidos y contra quien y la fecha en que termina y contra quien?

Típicos mitos de los micos :lol:

El Bonus track es que hace unos meses el Steaua Bucharest no existe mas. El gobierno y especialmente las fuerzas militares le prohibieron usar al club tanto el nombre, el escudo y los colores al equipo que hasta ahora era el Steaua Bucharest luego de ganar un proceso judicial que arranco cuando el equipo fue comprado por capitales privados. No ayudo tampoco que el duenio del equipo este preso hace unos anios

Excelente post Delem9. Sólo tenes un error en la parte donde decís “el Bayern si la jugó en 1977”, porque la juega el año anterior, en 1976. En 1977 el Liverpool le cede el lugar al Borrussia y al año siguiente se niega a jugarla.

Tambien tengo entendido que muchos de esos jugadores fueron la base de rumania en el mundial 94 (nos dejaron afuera en 4tos).

Belodedici fue el primero que ganó dos Copas de Europa con dos equipos diferentes creo. Después del Steaua se fugó a Yugoslavia y ganó con el Estrella Roja.

Buen post + 10

Yo estoy muy tranquilo, se que le ganamos al campeón de la champions. Un rival duro que siguió siendo competitivo y supo campeonar durante varios años. No fue un rival cualquiera.

Después, es lógico que se hable de “rival menor” porque la mayoría de la gente no sabe de fútbol. Solo lo consume. Si te pones a hablar de historia general con la gente, pocos tienen un conocimiento amplio. Es mucho mas fácil mojarse ante un nombre como el Real Madrid, o el Milan. Solo por nombre.

Por suerte, yo nunca le doy bola a los bosteros y demás giles que les gusta hablar. Estoy orgulloso de la copa que gano River, que no es para nada menor.

1 Like

Por culpa de otro bostero dopado.

Exelente este tema Delem, es necesario que queden claros todos los puntos que buscan restarnos mérito por ignorancia.

Dejo un link (está en Inglés) sobre el desarrollo y contexto de esa Copa

European Cup & Champions League History 1955-2014

Buscan restar méritos a un Campeón europeo Legitimo que gano en buena ley una copa en donde jugaban SOLO CAMPEONES de las Ligas europeas y le ganó la Final al Barcelona en España (Que era uno de los 2 principales candidatos desde el principio).
El otro gran candidato era el Campeón defensor (La Juventus de Platini y Laudrup) justamente a quien el Barcelona eliminó en cuartos definiendo la serie en Italia. Ah y de paso aclarar que el Barsa también había eliminado a otro gran equipo en esos años como lo era el Porto (campeón de la edición siguiente, justamente).
Y por el lado del Steaua el candidato era el Bayern Munich quien fue eliminado por el Anderletch en cuartos (quedando este como el candidato a la Final por esta llave) y a quién justamente el Steaua le ganó la semifinal pegandole un baile en Rumania…

Pero bueno, que sigan hablando que les seguimos tapando la boca…

Pd: Que lindo sería una página con toda la magia que se tira en este foro en la sección historia

Cualquiera que sepa algo de fútbol sabe que el Steaua no es cualquiera…

Viendo el vídeo, que risa me dio cuando el segundo del Steaua falla el penal y después define de nuevo y el arquero se queda como para ver si lo atajaba :lol:

Y después mientras todos van a festejar con el arquero, uno se va directo a la copa ajaja qué crack.

Te lo busco! Apenas consiga algo te cito, promesa de gol :stuck_out_tongue:

En realidad existe, y seguirá existiendo. Tiene problemas con la denominación Steaua, los colores (o su distribución) y el emblema/escudo. A lo sumo cambiará de colores o disposición en la camiseta, y de escudo (ya lo hizo varias veces antes). Quizá al nombre Steaua le agreguen alguna sigla, como “Nova Steaua” como expresan algunos hinchas. Quizá pase a ser “Star” o “Stella”, pero no cambiará su historia ni el hecho de ser la historia viva del fútbol rumano. Esta es la última noticia que se publicó hace 2 semanas:

El Steaua Bucarest recupera su nombre temporalmente - MARCA.com

Corregido. Muchas gracias por la aclaración :cool:

[MENTION=55207]zanti[/MENTION]; encontré información en base a tu consulta.

La racha comienza en junio de 1986, por liga local, cuando el Steaua presenta un equipo alternativo y pierde 5-4. Podría haber sido muy superior ante ese dato, y la explicación se sostiene en la convocatoria de varios futbolistas para un partido de selecciones. En total son 3 años y 3 meses de invicto por la liga rumana, hasta la tercera fecha del campeonato 1989/90. En ese lapso ganaron 3 títulos sin conocer la derrota, y 5 en forma consecutiva durante toda la era. Perdió muy poco en el ámbito internacional, jugando siempre por encima de 4tos en Copa de Europa (incluyendo semis y otra final).

En 1987 pierde por 4tos contra el Anderlecht, que es eliminado por el finalista Bayern.
En 1988 es derrotado por el Benfica en semis, que luego pierde la final por penales con el PSV.
En 1989 su verdugo fue el Milan, en la final.

¿Qué otro equipo los venció? River, en la Intercontinental.

Si era el campeón de Europa ha de haber sido bueno. Ahora, si me dijeras que no era el campeón, o era el cebollita de Europa, ahí sí la verdad que no hubiera tenido valor la copa. Era el mejor de Europa y punto.